Como Salir Adelante

¿Cómo conservar la paz interior en el ajetreado mundo de hoy sin quedarse rezagado ni ser arrollado por la corriente? A continuación, algunos consejos.

Fíjate prioridades y metas.

Sin metas que valgan la pena nunca alcanzarás verdaderamente el éxito en la vida, por mucho dinero que ganes o mucha fama que adquieras.

Hasta un asunto relativamente pequeño puede parecer una montaña cuando lo tienes tan presente que opaca todo lo demás. Ponlo en su justa dimensión dividiéndolo en tareas de menor envergadura.

Establecer prioridades es de sabios.

No te impongas presiones excesivas. Evita fijarte metas o plazos poco realistas.

Al preocuparte por el día de mañana, te complicas la vida, pues recargas el día de hoy con cosas de mañana. Concéntrate en lo que tienes que hacer hoy y nada más.

Cuando te sientas abrumado por todo lo que tienes que hacer, evalúa nuevamente tus metas, prioridades, estrategia y hábitos de trabajo.

Analiza las cosas objetivamente. No dejes que los pequeños contratiempos se conviertan en un fastidio mayúsculo que te reste inspiración y fuerzas.

El éxito nace en el corazón. Si nuestros móviles son puros y damos preferencia a las cosas que tienen más importancia, tenemos la mitad de la batalla ganada.

Dedica tiempo a los demás.

Si das preferencia a las personas, la vida te regalará lo mejor.

Empezar el día con amor hace más llevadera la jornada.

Toma en cuenta la personalidad y las preferencias, necesidades y limitaciones de quienes trabajan contigo. Eso contribuye mucho a reducir el estrés y las fricciones, que son dos archienemigos de la felicidad.

Breve es la vida y su dulzura; sólo los actos de amor perduran.

Ármate de amor y cambiarás el mundo, porque el amor transforma todo lo que toca.

Ten una actitud positiva y alegre.

Para sacarle el máximo provecho a cada día, búscale el lado bueno a toda situación.

Una actitud victoriosa es el primer paso hacia el éxito. Habitúate a mirar más allá de los obstáculos, las desilusiones, las contrariedades e incluso los fracasos.

La sonrisa es el alumbrado del rostro y la calefacción del corazón

La risa nos relaja físicamente y nos renueva mental y emocionalmente. Nos ayuda a ver los problemas con mayor objetividad.

Encomienda tus preocupaciones y dificultades a Jesús.

Un rato de oración puede elevarte en las alas del Espíritu de Dios, darte una vista panorámica de la situación y cambiar el cariz de las cosas.

Cuando te sientas abrumado por el ajetreo o los sucesos del día, tómate un rato para reflexionar y charlar un poco con Jesús. Te asombrará cuánta energía obtendrás y cuánto más fácil se tornará todo.

La oración es como hablar por teléfono con tu mejor amigo. Conversas con Jesús, lo escuchas y así vas ordenando tus pensamientos.

Si haces de la oración el preludio, te mantendrás afinado todo el día.

Jesús puede darte soluciones que harán que se desvanezcan esos problemas que se te hacen una montaña.

El Señor dijo: «Mi yugo es fácil y ligera Mi carga», pero hay una condición: «¡Venid a Mí!» (Mateo 11:28-30).

Lleva una vida saludable y equilibrada.

Más vale prevenir que curar. Más vale evitar que remediar.

La mejor manera de evitar enfermedades es obedecer las leyes naturales de Dios: vivir bien, comer bien, trabajar bien, divertirse bien, descansar bien, amar bien al prójimo y estar bien con el Señor.

Tómate tiempo para gozar de la vida. Dios creó todas las cosas buenas para que las disfrutáramos con moderación, y nos dotó de los sentidos para ello.

Debemos cuidar bien de nuestro cuerpo por respeto a Dios, que nos creó y nos dio vida y salud.

Lo que consumimos mental y espiritualmente es tan importante para nuestro bienestar como lo que comemos. Si tu vida es un continuo dolor de cabeza, tal vez se deba a que te estás llenando la cabeza de cosas que no te hacen bien.
Anuncios
Categorías: Mensaje Valioso | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: